sábado, 22 de mayo de 2010

FEL.TEMP.REPARATIO

La leyenda de la que vamos a hablar en estas líneas es “FEL TEMP REPARATIO” “Felicitum Temporum Reparatio”, que significa en castellano, “restauración de los tiempos felices”.

 Centenionalis a nombre del "Caesar" Constancio Gallo Tipo 1.

Leyenda nacida con motivo del 1100 aniversario de la fundación de la mítica ciudad de Roma en el año 348 d.c., por los emperadores y hermanos, Constancio II y Constante.

Fundamentalmente esta leyenda comenzó a grabarse en el reverso de las monedas romanas por dos motivos principalmente:
Intentar sacar al mercado la gran cantidad de monedas de metales preciosos, ya que los ricos estaban haciendo acopio de estos metales, al no confiar en la moneda de cobre, circulante en este momento.Otro motivo posiblemente pudo  ser, intentar sujetar a la población romana en sus tierras, ya que en menos de dos generaciones los impuestos que gravaban las posesiones de tierras se habían triplicado y sus propietarios, abandonaban sus fincas, huyendo fuera de las fronteras del Imperio Romano, donde según fuentes de la época, se vivía mucho mejor.

 
Centenionalis a nombre de Constante Tipo 6

Esta leyenda se labró sobre monedas de los tres metales, en el periodo que comprende el año ya mencionado 348 .c. y primavera del año 360 d.c., en los metales nobles Oro “AV” y Plata “AR”, solo se acuñaron en la ceca de Roma, mientras que el Cobre “AE” se labró con abundancia en la totalidad de las cecas operativas del momento, a nombre de los emperadores Constante, Constancio II, Constancio Gallo, Juliano II y el usurpador Magnencio.

 1/2 Centenionalis a nombre de Constante, Tipo 4
 
A esta leyenda le acompaña gran cantidad de alegorías, en las monedas de Cobre “AE”, que vamos a enumerar.

Tipo 1: Soldado romano, en marcha a la izquierda, alanceando a un jinete caído, en ocasiones lleva en el campo letras y/o símbolos; esta moneda la acuñaron: Constancio II, Constante, Magnencio, Constancio Galo y Juliano II, el Apostata.

Tipo 2: Emperador, estante a la izquierda, portando lábaro y escudo apoyado en el suelo; a sus pies dos cautivos, a veces letra o símbolo en el campo, esta moneda la acuñaron: en Centenionalis, tanto Constante, como Constancio II.

Tipo 3: Emperador a caballo, a la derecha, portando lanza, arrollando a enemigo en actitud de rendición; esta moneda fue acuñada por Constancio II.

Tipo 4: Emperador, estante, a la izquierda, sobre una galera, portando ave fénix en la mano derecha y un lábaro en la mano izquierda, Victoria, en la popa, guiando la galera con timón; esta moneda la acuñaron: Constante y Constancio II.

Tipo 5: Emperador, estante, a la izquierda, sobre una galera, portando en la mano derecha a Victoria, pequeñita que lo corona, y un lábaro en la mano izquierda, Victoria, en la popa, guiando la barca con timón; esta moneda la acuñaron: Constante, Constancio II, Magnencio y Constancio Galo.

Tipo 6: Soldado romano, en marcha, a la derecha, portando lanza, sacando a un bárbaro de una choza bajo un árbol.

Tipo 7: Ave Fénix, con y sin corona, a la derecha, sobre globo terráqueo y en otras ocasiones sobre pira de rocas; en ocasiones estrella en el campo; esta moneda la acuñaron: Constante, Constancio II y Constancio Galo.

Tipo 8: Cristograma en grande en el centro del campo flaqueado por “A” y “W”.

Tipo 9: Emperador, estante, a la izquierda, en atuendo militar, portando lábaro, esta moneda solo fue acuñada por Magnencio en Centenionalis.
 
 
Centenionalis a nombre de Constante Tipo 5

En plata (AR) solo acuñaron en la ceca de Roma, a nombre de los emperadores Constante y Constancio II, una preciosa silicua que como alegoría usaron a Victoria, estante, a la derecha, con el pie sobre un globo, Inscribiendo VOT. / XX en un escudo portado por cautivo arrodillado. Estas pequeñas piezas de plata, son muy escasas y buscadas.


Centenionalis a nombre de Constante Tipo 2
  
El Oro (AV), para esta tan extensa serie, se quedo reducido a una única acuñación bastante rara, un Solido a nombre de Juliano II, el Apostata, en la ceca de Roma entre los años 355 y 360 d. c., como alegoría llevan en reverso a una representación de Roma, portando lanza, y otra representación de Constantinopla, portando cetro con el pie sobre una proa, sedentes, de frente, portando entre ambas un escudo en el que se ve una estrella.

Espero estas líneas hayan sido entretenidas y de utilidad.

Un saludo
Bass

2 comentarios:

  1. Qué buen trabajo, a veces es difícil encontrar la correspondencia en las monedas de estos emperadores casi coetáneos. Mis felicitaciones. Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Qué buen trabajo, a veces cuesta atribuir la correspondencia de las monedas a estos emperadores casi coetáneos. Mis felicitaciones. Saludos.

    ResponderEliminar